ANUNCIO

martes, 1 de diciembre de 2009

LAS PRIMERAS COMUNIDADES CRISTIANAS



Las primeras comunidades cristianas se caracterizaron por su espíritu democrático, que se puso de manifiesto al no hacer diferencias por la nacionalidad, ni por la posición social. Era común que los hombres libres y esclavos ingresaran a numerosas cooperativas que se organizaban para atender diversas necesidades de sus miembros, como por ejemplo el entierro digno de los pobres.


Agrupar a los cristianos de los primeros tiempos, obedecía a la necesidad de contar con una organización, integrada por todos los miembros de la comunidad, que ayudara económicamente a los menos favorecidos. Y sobre todo en beneficio de las viudas y de los huérfanos.

Se tenía que elegir a un responsable para cuidar, favorecer económicamente a los más necesitados, enfermos, detenidos, etc., exigía gente responsable que vigilara la marcha de los asuntos.

Los funcionarios inferiores que debían realizar los trabajos más difíciles eran llamados diáconos (en griego diakonos, ministro, servidor) o sea ayudantes. Los diáconos debían obtener comida y bebida para los que concurrían a las reuniones religiosas celebradas con cena ritual. También se encargaban de cuidar a enfermos, viudas y huérfanos.

Del dogma y el culto se encargaba los ancianos de varios miembros, llamados presbíteros: eran responsable que todos de la comunidad practiquen la doctrina.

Se entregaba a los profetas las llamadas primicias del vino, aceite, ganado vacuno, y lanar.

Únicamente en el caso de que la comunidad no tuviera su profeta, esas ganancias eran distribuidas entre los pobres. Describen a los profetas como sumos sacerdotes que ocuparon su lugar cuando los cristianos se separaron definitivamente de la organización religiosa judía.

En la primera mitad del siglo II, los profetas que se empeñaban en traer novedades a la doctrina cristiana, resultaron molestos para la iglesia que comenzó a perseguirlos.

En su lugar aparecieron los presbíteros que, sin embargo, fueron remplazados por otros funcionarios elegidos que jugarán más tarde un papel fundamental en la vida de la Iglesia Católica: los obispos.

La administración de las riquezas comunes, los convirtió en los funcionarios más importantes de la comunidad. Después bastó un pequeño paso para que se adjudicaran el derecho a ser “personas espirituales” que estaban “favorecidas por el espíritu santo”.

Dado que los obispos dirigían sus diócesis como los reyes gobernaban sus Estados, se dice comúnmente que en la iglesia católica se estableció “el poder monárquico de los obispos”. Entonces el régimen del cristianismo primitivo se dejó de lado y apareció un sistema de administración confiado a una sola persona, que dio el poder absoluto a los obispos.
Antes en el cristianismo primitivo participaban en la asamblea un número considerable de miembros, había colectividad, esto se cambió por tomar decisiones un círculo o una sola persona.

Los obispos pactaban con el poder Estatal romano y gozaban de una diócesis grande y rica.

38 comentarios:

  1. no m gusta komo esta redactauu
    puxa asturies
    de las crabs

    ResponderEliminar
  2. EEEEEEEEESA ASTUURIAS SOMOS TODOS UNOS JARTOS
    no te preocupes guapo qe lo redactaste geeeeeeeeeeeeeeeeeeeenial

    ResponderEliminar
  3. solo para pollones pos
    jajjajajja

    ResponderEliminar
  4. muy bien eso era lo que necesitaba, esta bola de ignorantes que no saben apreciar lo bueno, muchisimas gracias

    ResponderEliminar
  5. maldita sea no aplan subre las komunidades exactas ¬¬

    ResponderEliminar
  6. tgyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyy

    ResponderEliminar
  7. La Núria y la Carla son las más mejores del mundo y las más guapas de todas, un kissssssssssssssssssssssss.

    ResponderEliminar
  8. carla zorra nuria puta

    ResponderEliminar
  9. El antonio y el dani somos los mejores

    ResponderEliminar
  10. Ir a poner comentarios en otra web,anda no plagieis:)

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Iros a la mierda, carla la mas guapa

      Eliminar
  11. Que no molais joder, dais pena, mucha pena....

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Envidia:)Núria marginada

      Eliminar
    2. YA ESPANOLA CHOLA CUNCHETUMARE CHUPA PINGA

      Eliminar
  12. estupidos, arriba hay comentarios religiosos y ustedes hablando improperios y tonteras!!

    ResponderEliminar
  13. sisi, super religiosos.. leetelos todos de nuevo;)

    ResponderEliminar
  14. bueno yo a diferencia de los demás creo que esta bien redactado

    ResponderEliminar
  15. ooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooooohhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh

    ResponderEliminar
  16. nkbghcdrxerxect
    genial okis dokis

    ResponderEliminar
  17. no pasa nadaaaaaaaaaaaaaaaaaaa...

    ResponderEliminar
  18. hhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhhaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaajajajajajajaja

    ResponderEliminar
  19. no pasa nada je je je

    ResponderEliminar
  20. bueno si seguir comentando de esto con palabras inapropiadas vallanse al face y hablan lo q quieran en esta pagina o blog noooo
    esta bn lo q pusiste pero no hablan sobre comunidades exactas

    ResponderEliminar
  21. hola juanan, soc xanxi

    ResponderEliminar
  22. Las primeras comunidades cristianas se caracterizaron por su espíritu democrático, que se puso de manifiesto al no hacer diferencias por la nacionalidad, ni por la posición social. Era común que los hombres libres y esclavos ingresaran a numerosas cooperativas que se organizaban para atender diversas necesidades de sus miembros, como por ejemplo el entierro digno de los pobres.


    Agrupar a los cristianos de los primeros tiempos, obedecía a la necesidad de contar con una organización, integrada por todos los miembros de la comunidad, que ayudara económicamente a los menos favorecidos. Y sobre todo en beneficio de las viudas y de los huérfanos.

    Se tenía que elegir a un responsable para cuidar, favorecer económicamente a los más necesitados, enfermos, detenidos, etc., exigía gente responsable que vigilara la marcha de los asuntos.

    Los funcionarios inferiores que debían realizar los trabajos más difíciles eran llamados diáconos (en griego diakonos, ministro, servidor) o sea ayudantes. Los diáconos debían obtener comida y bebida para los que concurrían a las reuniones religiosas celebradas con cena ritual. También se encargaban de cuidar a enfermos, viudas y huérfanos.

    Del dogma y el culto se encargaba los ancianos de varios miembros, llamados presbíteros: eran responsable que todos de la comunidad practiquen la doctrina.

    Se entregaba a los profetas las llamadas primicias del vino, aceite, ganado vacuno, y lanar.

    Únicamente en el caso de que la comunidad no tuviera su profeta, esas ganancias eran distribuidas entre los pobres. Describen a los profetas como sumos sacerdotes que ocuparon su lugar cuando los cristianos se separaron definitivamente de la organización religiosa judía.

    En la primera mitad del siglo II, los profetas que se empeñaban en traer novedades a la doctrina cristiana, resultaron molestos para la iglesia que comenzó a perseguirlos.

    En su lugar aparecieron los presbíteros que, sin embargo, fueron remplazados por otros funcionarios elegidos que jugarán más tarde un papel fundamental en la vida de la Iglesia Católica: los obispos.

    La administración de las riquezas comunes, los convirtió en los funcionarios más importantes de la comunidad. Después bastó un pequeño paso para que se adjudicaran el derecho a ser “personas espirituales” que estaban “favorecidas por el espíritu santo”.

    Dado que los obispos dirigían sus diócesis como los reyes gobernaban sus Estados, se dice comúnmente que en la iglesia católica se estableció “el poder monárquico de los obispos”. Entonces el régimen del cristianismo primitivo se dejó de lado y apareció un sistema de administración confiado a una sola persona, que dio el poder absoluto a los obispos.
    Antes en el cristianismo primitivo participaban en la asamblea un número considerable de miembros, había colectividad, esto se cambió por tomar decisiones un círculo o una sola persona.

    Los obispos pactaban con el poder Estatal romano y gozaban de una diócesis grande y rica.

    ResponderEliminar
  23. Las primeras comunidades cristianas se caracterizaron por su espíritu democrático, que se puso de manifiesto al no hacer diferencias por la nacionalidad, ni por la posición social. Era común que los hombres libres y esclavos ingresaran a numerosas cooperativas que se organizaban para atender diversas necesidades de sus miembros, como por ejemplo el entierro digno de los pobres.


    Agrupar a los cristianos de los primeros tiempos, obedecía a la necesidad de contar con una organización, integrada por todos los miembros de la comunidad, que ayudara económicamente a los menos favorecidos. Y sobre todo en beneficio de las viudas y de los huérfanos.

    Se tenía que elegir a un responsable para cuidar, favorecer económicamente a los más necesitados, enfermos, detenidos, etc., exigía gente responsable que vigilara la marcha de los asuntos.

    Los funcionarios inferiores que debían realizar los trabajos más difíciles eran llamados diáconos (en griego diakonos, ministro, servidor) o sea ayudantes. Los diáconos debían obtener comida y bebida para los que concurrían a las reuniones religiosas celebradas con cena ritual. También se encargaban de cuidar a enfermos, viudas y huérfanos.

    Del dogma y el culto se encargaba los ancianos de varios miembros, llamados presbíteros: eran responsable que todos de la comunidad practiquen la doctrina.

    Se entregaba a los profetas las llamadas primicias del vino, aceite, ganado vacuno, y lanar.

    Únicamente en el caso de que la comunidad no tuviera su profeta, esas ganancias eran distribuidas entre los pobres. Describen a los profetas como sumos sacerdotes que ocuparon su lugar cuando los cristianos se separaron definitivamente de la organización religiosa judía.

    En la primera mitad del siglo II, los profetas que se empeñaban en traer novedades a la doctrina cristiana, resultaron molestos para la iglesia que comenzó a perseguirlos.

    En su lugar aparecieron los presbíteros que, sin embargo, fueron remplazados por otros funcionarios elegidos que jugarán más tarde un papel fundamental en la vida de la Iglesia Católica: los obispos.

    La administración de las riquezas comunes, los convirtió en los funcionarios más importantes de la comunidad. Después bastó un pequeño paso para que se adjudicaran el derecho a ser “personas espirituales” que estaban “favorecidas por el espíritu santo”.

    Dado que los obispos dirigían sus diócesis como los reyes gobernaban sus Estados, se dice comúnmente que en la iglesia católica se estableció “el poder monárquico de los obispos”. Entonces el régimen del cristianismo primitivo se dejó de lado y apareció un sistema de administración confiado a una sola persona, que dio el poder absoluto a los obispos.
    Antes en el cristianismo primitivo participaban en la asamblea un número considerable de miembros, había colectividad, esto se cambió por tomar decisiones un círculo o una sola persona.

    Los obispos pactaban con el poder Estatal romano y gozaban de una diócesis grande y rica.

    ResponderEliminar
  24. no hablan sobre comunidades exactas

    ResponderEliminar
  25. q horrible esto no me ayuda en nada

    ResponderEliminar
  26. encuentra las tres t si puedes
    yyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyytyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyytyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyytyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyyy

    ResponderEliminar
  27. me ayuda en gran parte, graias por la info

    ResponderEliminar
  28. somos personas k muchas lo hacemos x fasstidiar al mas bobyto y rydyculo

    ResponderEliminar